Ser adolescente es un asco, ser un fantasma también.

¿Hay algo peor que morir siendo un adolescente? Leo pensaba que no, pero cuando tras un accidente con el gas él y sus padres mueren, descubrirá que sí que hay algo peor. Estar medio muerto. 

Leo pasa todo el día, hasta la puesta de sol como cualquier chico de 15 años, asistiendo al instituto. Vamos, que ni muerto puede dejar de asistir a clase. 
Allí comparte las horas con su mejor amigo. Samuel es muy especial, digamos que es un poco hipocondríaco y los momentos más divertidos tendrán lugar con él en escena. Al instituto también va Paula, la chica de la que Leo está "un poquito" enamorado, una de sus mejores amigas desde siempre pero que tras un incidente, que descubriremos después, se alejó de él. Ella formará parte de este trío de personajes dispuestos a hacérnoslo pasar genial. 



El problema es que Leo nunca puede hacer nada después de clase, porque cuando el sol se pone su alma abandona su cuerpo y éste cae como un muñeco esté donde esté. 


Eso sí, si llega a casa sano y salvo y es capaz de dejar su cuerpo descansando en la cama, pasará una divertida velada con su familia, y cuando decimos familia no hablamos sólo de sus padres. Todos sus antepasados, o al menos la mayoría de ellos, están en la casa desde que murieron. 

Contado así igual os parece que Leo no tiene ningún problema grave. Puede seguir con su vida y después estar tiempo con sus familiares sin necesidad de dormir. Tiempo que podría emplear, por ejemplo en leer. De hecho nuestro protagonista cita varios libros y situaciones literarias a lo largo de la historia porque es un gran lector, (cómo nos gusta encontrar estos detalles).



Pero ser fantasma no es tan fácil y si "ser adolescente resultaba ser un asco, ser un fantasma también". Leo no es capaz de tocar nada, lo atraviesa todo, así que resulta imposible hacer los deberes y además están los fantasmas y sus extrañas manías. 

Pero lo peor está por llegar. Resulta que les quieren quitar la casa. Parece que la compra, hace muchos años, no fue del todo legal y ahora los legítimos dueños reclaman su propiedad. Leo es el único de la familia que puede hacer algo. ¡Ah! y por si esto fuera poco la cosa se complicará cuando su tutor quiera ver a sus padres. 


Como veis la premisa del libro es muy original. Está llena de momentos divertidos y a la vez tiene el toque de misterio necesario para atrapar al lector que poco a poco va descubriendo más cosas sobre el pasado de Leo, sobre sus peculiares antepasados y sobre las personas que quieren quitarle la casa.

Además de todo esto, el autor trata muchos temas que preocupan al publico objetivo al que va dirigido el libro de una forma directa y con humor. Hablar de la muerte no es tan fácil pero él logra que el lector piense en muchas cosas sin darse cuenta y eso es un gran acierto. No somos muy fans de los libros que transmiten mensajes tan directos que parecen lecciones. 




Este libro lo hemos leído en el club de lectura infantil de la Libroteca y aunque la edad media era de unos 12 años, quizá algo menos de la que recomienda la editorial, todos lo han disfrutado muchísimo y no se han sorprendido por ninguno de los temas "delicados" que aparecen en él. Han sabido entender el mensaje que el autor quería transmitir. Por eso creo que aunque en principio el libro está destinado a un publico casi juvenil, todo depende de la madurez del lector y desde luego os lo recomendamos mucho a vosotros, más de una mami nos ha dicho que se lo ha pasado genial con la lectura. 

Una curiosidad que nos ha desvelado Carlos Vila Sexto, el autor, que amablemente nos mandó un vídeo para los chavales del club, es que muchos de los misterios que aparecen en esta historia y que quedan un poco en el aire se resuelven o se entienden mejor, depende del orden en que lo leáis, con la saga «Las crónicas del viajante». Lectura que tenemos pendiente y que no creo que tardemos en leer. 

Si os ha gustado la reseña o queréis saber más, tenéis también un vídeo en nuestro canal de Youtube. 

Y como siempre, recordad que podéis pasar por la Libroteca a comprar el libro o encargarlo desde nuestro formulario web. El PVP es de 15,95€.

Libroteca El Gato de Cheshire

Si te gustan nuestras reseñas recuerda seguir el blog, nos hará muy felices. Y ya que estás por aquí déjanos un comentario. Si todavía nos quieres más, puedes seguirnos por las redes :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario