La música lo puede todo

No sé qué tiene la Segunda Guerra Mundial que tanto nos gusta. A ver, entendedme, no nos gusta de gustar, es más bien que nos atrae.

Y en cierto modo es fantástico que no dejemos que se olviden todas esas historias y a toda la gente que hay detrás de ellas.

En este caso, la historia que nos cuenta Mona Golabek es una de esas historias que tienen nombre y apellidos, los de su madre, Lisa Jura.

Además queremos destacar que la historia está muy ligada a la música, puesto que Lisa era pianista al igual que Mona. Tendrá un papel muy importante en la novela y me atrevería a decir que más que un hilo conductor es la llama de la esperanza.



La historia de «Los niños de Willesden Lane» publicada por Fandom Books, una de esas editoriales a las que tenéis que seguirle la pista muy de cerca, nos cuenta la historia desde una perspectiva muy diferente al resto de novelas que se sitúan en el mismo contexto histórico ya que nos aleja de Alemania, Polonia y toda la zona de conflicto para llevarnos hasta Inglaterra donde Lisa Jura, la protagonista vivirá la guerra y sufrirá por su familia sin apenas información.

La familia de Lisa, y ella misma, viven cómodamente en Viena, hasta que el estallido del nazismo con la entrada del ejército de Hitler en la ciudad pone en el punto de mira a todos los judíos. En ese momento, son muchos los que apenados les impiden la entrada a sus locales o dejan de ser sus amigos por miedo a las represalias.



Pronto parece que la única solución es alejarse de allí, dejar su hogar. Pero esto no es tan fácil como podría parecer. Lisa, tiene dos hermanas y una buenísima relación con su madre, quien siempre le ha animado a no dejar la música, convencida de que es un gran talento pese a sus catorce años.

Un día, sus padres consiguen un billete para el Kindertransport, un tren que lleva a niños refugiados hasta Londres y elegirán a Lisa para que sea ella quien vaya primero, esperando encontrar billetes para sus dos hermanas pronto.

Y la historia nos hablará de la vida de Lisa como refugiada en el albergue de Willesden Lane, de sus miedos, de sus logros y de todos los niños, como ella, que viven en él.



Podremos sentir el avance de la guerra y a la vez el temor que provoca no sólo no saber qué va a
pasar con el avance de las tropas hitlerianas, sino el desconocimiento de la situación de tus seres queridos.

Pero a la vez, descubriremos cómo la música se transforma en algo más para Lisa, en un rayo de esperanza que contagiará a todos a su alrededor.

La novela es muy cortita, así que la podéis leer en uno de esos fines de semana de sofá y manta, pero está llena de imágenes que se quedarán mucho más y pese a lo duro de la situación os dejará una sensación de paz, eso sí, llena de música.
Además la editorial está preparando una lista en Spotify con todas las canciones que aparecen en ella, así que podéis hacer la lectura con una buena banda de música.

¿Necesitáis algo más?

Bueno, algo más os puedo contar, el libro va a ser adaptado a la gran pantalla a mediados de 2020 y ya ha sido convertido en musical con muy buenas críticas.

¿Ahora sí, verdad?

El PVP del libro es de 13€ y podéis encontrarlo en la Libroteca o pedirlo desde nuestra web.

Libroteca El Gato de Cheshire

Si te gustan nuestras reseñas recuerda seguir el blog, nos hará muy felices. Y ya que estás por aquí déjanos un comentario. Si todavía nos quieres más, puedes seguirnos por las redes :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario